En este vídeo podremos comprobar lo duro que es a veces, incluso para chicas tan seductoras como Sara Baby iniciarse en el porno, ya que a bien seguro en esta, su primera escena, no estaba muy a gusto con el compañero de rodaje, porque se le nota como finge sus gritos, o quizás fueron simples nervios por ponerse a follar delante de una cámara, pero bueno, lo que tenemos claro es que esta chica, si sigue con las mismas ganas en el porno, llegará lejos, porque tiene unas cualidades físicas impresionantes, desde esa fina cara hasta el precioso culazo que calza, pasando por su gran pechonalidad…